¿Qué tan efectiva fue la consulta popular convocada por Juan Guaidó?

La oposición se atribuyó un triunfo “histórico” al resaltar una masiva participación por internet que “saturó” los canales dispuestos para votar.

Centros de votación semivacíos marcaron el último día de la consulta simbólica convocada por el líder opositor Juan Guaidó. Sin embargo, la oposición se atribuyó un triunfo “histórico” al resaltar una masiva participación por internet que “saturó” los canales dispuestos para votar.

La “participación en la consulta superó por mucho el fraude que montaron [el 6 de diciembre]”, señaló Guaidó, en alusión a las elecciones legislativas boicoteadas por el grueso de la oposición, tras las cuales el chavismo obtuvo más del 91 % de los 277 escaños de la cámara, en unos cuestionados comicios en los que votaron 6,2 millones de los 20,7 ciudadanos inscritos en el registro electoral.

Según un primer boletín ofrecido en Twitter por los organizadores de la consulta hecha al margen del ente electoral venezolano, participaron 6,4 millones de personas: 3,2 millones de manera presencial en Venezuela; 844.728 en el exterior y otros 2,4 millones digitalmente. Esto con 87,44% de los votos escrutados.

Pese al balance ofrecido por la oposición, Guaidó, que denunció la “censura” del gobierno y la falta de apoyo de medios televisivos del país para difundir su llamado, no logró reeditar las multitudinarias movilizaciones que lo acompañaron durante 2019.

En Caracas, los puntos instalados para depositar los votos permanecieron mayormente despejados, pese a los pedidos a quienes apoyaron la consulta por internet de acompañar presencialmente la jornada.

Con menos popularidad de la que gozó cuando se proclamó mandatario encargado de Venezuela en enero de 2019, Guaidó, reconocido como presidente interino por medio centenar de países, con Estados Unidos a la cabeza, se jugaba con esta consulta simbólica su última carta antes de que culmine legalmente su período como parlamentario.

En la llamada “consulta popular” se pregunta a los venezolanos si apoyan “todos los mecanismos de presión nacional e internacional” en pro de “elecciones presidenciales y parlamentarias libres” y si rechazan los comicios legislativos del domingo.

No es la primera vez que la oposición invita a un proceso de consulta.

Una iniciativa parecida se concretó en julio de 2017 en rechazo a la Asamblea Constituyente convocada por el presidente Nicolás Maduro, tras meses de protestas que dejaron unos 125 muertos. Pese al plebiscito simbólico, el órgano 100% chavista se instaló, asumiendo en la práctica las funciones legislativas.

El dirigente de Voluntad Popular, autoproclamado “presidente encargado de Venezuela” en su calidad de presidente de la Asamblea Nacional elegida en 2015, reiteró que no reconocen la nueva Asamblea Nacional surgida de las elecciones del 6 de diciembre y en las que la oposición denunció fraude antes incluso de su celebración y pidió la abstención.

Por ello ha reivindicado la vigencia de la Asamblea Nacional que preside más allá del 5 de enero, fecha prevista por la legislación para la toma de posesión de los nuevos diputados.

De hecho, Guaidó convocó a movilizaciones para ese mismo 5 de enero para denunciar el proceso electoral oficialista y reivindicar la vigencia de la Asamblea Nacional controlada por la oposición.

“Vamos a convocar a nuestra gente el 5 de enero para respaldar al Parlamento Nacional (…). Vamos a convocar al pueblo venezolano a exigir sus derechos, a protestar, a manifestarse”, afirmó. “Somos mayoría. Es mayoría el pueblo que quiere cambio, que quiere vivir con dignidad”, recalcó.

Guaidó defendió así la vía de la protesta y su refuerzo hasta que “las protestas por la falta de gasolina, comida, agua, gas, de medicinas… sean incontenibles”. “Nuestro país atraviesa una crisis solo comparable a la de países como Siria o Cuba. Solamente es comparable a países que están en guerra”, argumentó.

“El 90 por ciento del país quiere salir de Maduro. La labor nuestra es proveer de las herramientas para salir de Maduro entendiendo que es un criminal”, subrayó.

El dirigente opositor ha tenido además unas palabras de recuerdo para las 19 personas fallecidas cuando intentaban alcanzar las costas de Trinidad y Tobago desde Venezuela. “Son víctimas de una dictadura criminal, de una red de trata de blancas, de seres humanos. Fueron expulsadas de su país”, indicó.

*Con información de AFP y Europa Press